Blogger news

gadgets para blogger

La frase...

"Te lamentas continuamente de cosas que dejaste de hacer o que hiciste mal en el pasado, como si eso sirviera ahora de algo. ¿Por qué no te perdonas y aceptas que hiciste lo mejor que sabías en cada momento y lugar?, tienes derecho a evolucionar."

lunes, 8 de julio de 2013

Entre el amor y el dinero, ¿con qué me quedo?

No quiero un chico que me conquiste comprándome obsequios, porque ese sería un chico que no reconoce el verdadero significado del amor, un chico que ha confundido los conceptos amor e interés, un chico al que le han inculcado que todo en este mundo tiene su precio, incluso el corazón de una mujer.
Antes que nada, quisiera disculparme por haber estado ausente durante varios días, no acostumbro a desaparecerme, pero en fin, después les contaré en qué ha andado mi cabeza últimamente. 

Este día quiero escribir sobre un tema muy importante, un tema con el que muchos se han enfrentado, un tema que suele crear temores y dudas, un tema que puede llegar a ser considerado un problema... me refiero a esa incómoda, desafortunada, pero no poco común situación, en la que el amor y el dinero se enfrenta, en la que se tiene que sopesar el sentimiento y los intereses, el corazón y la economía.

Un día escuché por ahí una frase que me dejo bastante marcada, aunque deteste admitirlo: 

"No te casarás con la persona a la que amas, al final terminarás casándote con la persona que te conviene" 

... Me aterra pensarlo, pero en el mundo crudo, salvaje y materialista en el que vivimos, este principio es muy bien aceptado, y considerado real. Se podría decir que la frase sugiere que el matrimonio no es cuestión de amor, sino de supervivencia e intereses. Y es que, siendo francos, hoy en día el amor es todo, menos sentimiento. 

Es cierto que hay personas que desde que nacen, lo hacen en cuna de oro, pero no es el caso de todos, de hecho, es el caso de muy pocos y contados individuos. La mayoría de nosotros venimos al mundo sin nada, o con a penas lo necesario.  Es probable que mamá y papá lo tengan todo, es probable que papá y mamá me lo den todo.. pero la responsabilidad de nuestros padres, de dar y suplir cada una de nuestras necesidades (e incluso caprichos) no es eterna, y llegará un momento en que, por voluntad propia o a la fuerza, tendremos que salir del nido, afrontar la vida solos, como personas adultas e independientes, y cuando lo hagamos, nos iremos sin nada, porque lo que nuestros padres nos daban, se quedará en la casa de nuestros padres, nunca fue nuestro, sino prestado.

Entonces, ¿por qué tantas parejas se complican pensando en el dinero, cuando aún ni siquiera piensan verdaderamente en independizarse? Hay muchachas que se quiebran la cabeza, pensando en si seguir o no con el chico al que aman, porque, pese a que enserio se sienten amadas, y saben reconocer que están con un buen muchacho, este no tiene las posibilidades de "suplir sus necesidades", y esas "necesidades" se reducen a salidas al cine, comidas, flores y chocolates... falsas necesidades que la sociedad ha inculcado, parámetros para un noviazgo "aceptable"

Uno de estos días mi novio me dijo, "¿Verdaderamente vale la pena para vos estar conmigo?"... bien, es cierto que no siempre podemos darnos muchos lujos, la mayoría del tiempo estamos sumamente limitados en cuanto a salidas que impliquen desembolso de dinero, ¿pero qué podemos esperar?, a penas somos chiquillos estudiantes, que nunca han trabajado en su vida.  Es cierto que hay muchos muchachos por ahí, que se la viven sacando a sus novias, las andan paseando en carros lujosos, y las colman de detalles materiales, pero ¿a costa de quién?, de la billetera de sus padres. Es fácil extender la mano y recibir dinero para comprar detalles a tu pareja, pero a mi me parece que verdaderamente eso no es demostrarle cuanto la amas, sino saludar con sombrero ajeno. Lo que no cuesta, no se valora, y si a mi alguien me quiere regalar algo, quiero que le haya costado verdaderamente, quiero sentir el amor en ese regalo, quiero saber que alguien verdaderamente se esforzó para entregármelo.

Yo no quiero un chico que siempre pague cuando salimos, y que me saque cada semana a comer, no quiero un chico que me lleve a cada premiere en el cine, ni que todos los meses me colme con peluches y chocolates, no quiero un chico que me conquiste comprándome obsequios, o que me mantenga mis gustos, comprándome ropa y zapatos al por mayor... porque ese sería un chico que no reconoce el verdadero significado del amor, un chico que ha confundido los conceptos amor, e interés, un chico al que le han inculcado que todo en este mundo tiene su precio, incluso el corazón de una mujer, y sí, es probable que hayan muchas por ahí que pongan precio a su corazón, pero yo no soy una de esas, me considero una dama, y si alguien quiere mi corazón, no lo compra, se lo tiene que ganar a base de esfuerzo, paciencia y acciones.

Es cierto que del amor no se vive, pero este post va dirigido a esas parejas jóvenes, que en serio creen haber encontrado el amor en otra persona; No dejen que la codicia y las falsas ideas de felicidad que la sociedad ha inculcado a sus mentes, culminen con el bello y naciente sentimiento que hay entre ustedes. El dinero se gana con el tiempo y el trabajo, y en la pareja no se tiene que buscar una especie de cajero automático, o alguien que nos mantenga... sino una persona trabajadora, con ganas de superarse, una persona con quien unir nuestros sueños y anhelos, una persona con la que podamos trabajar de la mano, JUNTOS, para salir poco a poco adelante, para ir construyendo ladrillo a ladrillo nuestros sueños, y acercarlos cada vez más a la linea de la realidad... por lo menos, eso es lo que busco yo, eso es lo que considero real.

Entonces, ¿entre el amor y el dinero, con qué me quedo?...  dinero hay en todo el mundo, ya que el dinero es una creación del hombre, un recurso que nunca se agotará, puedo jurar que todos nosotros hemos tenido más de alguna vez dinero en nuestras manos, no importa si fue poco o mucho, lo hemos tenido; En cambio al amor, muy pocos hemos tenido el privilegio de conocerlo, el amor día con día parece ser menos frecuente en el mundo, el sentimiento real que representa el amor parece encontrarse en peligro de extinción...

Sólo un tonto sería capaz de cambiar al amor, por un poco de común y viral dinero.

-AdriannaRossi-

6 comentarios :

  1. El amor siempre será lo que más importe antes que cualquier cosa, y es cierto, no se vive del amor, pero sinceramente no podemos vivir sin él y lo necesitamos para ser felices. Yo soy feliz, yo tengo tu amor y lo valoro y te amo :$

    ResponderEliminar
  2. ¡Me ha encantado la entrada! Me gustó mucho la manera en que escribiste del tema, muchos consideran que hablar de dinero y amor es algo delicado, pero tú lo hiciste con tacto y prudencia.

    ¡Ya tienes nueva seguidora! c:

    ResponderEliminar
  3. Decir que me ha encantado tu entrada sería quedarme corta.

    Es algo muy delicado, pero es que es tan cierto. Ahora la gente parece que busca el dinero antes que el amor, y eso es algo que, sinceramente, me da bastante pena.

    Yo no puedo salir a cenar por ahí siempre que quiero con mi novio, quizás no puedo hacerle siempre los mejores regalos, ni él a mí, pero sin embargo, cada momento que pasamos juntos, es único, y a lo mejor un simple paseo por la playa, o una charla en un sofá, puede convertirse en algo mágico por el simple hecho de que nos queremos, y creo que eso es algo que vale mucho más que el dinero.

    En fin, que fantástica entrada :)

    Un beso desde Juego de Cartas

    ResponderEliminar
  4. Me quedo definitivamente con el amor...
    Es un tema muy delicado, que has sabido cómo dirigir. Me gustó mucho. Es puro, honesto y muy real.
    Me gustó mucho!

    ResponderEliminar
  5. Me gustó tu entrada (como siempre), pensamos igual. El dinero no lo es todo, un sentimiento sí. Yo prefiero que me den una carta que un peluche, es más ni me gustan los peluches. El detalle de la carta en las parejas como que sí lo veo importante. Lo importante del amor, es que haya un sentimiento verdadero por parte de los dos. Con mi enamorado, a veces andamos así, nos limitamos un poco las salidas en donde se tiene que gastar.
    Qué bueno que estés de vuelta, me había preocupado un poco.
    Besos y abrazos <3

    ResponderEliminar
  6. Bueno es cuestión de encontrar el equilibrio, el dinero no da la felicidad, eso es seguro, pero la mayoría de las veces te da tranquilidad y eso le hace mucho bien a las parejas (sobre todo las casadas). Cuando se es estudiante el presupuesto siempre es ajustado, lo mejor es llevar las cosas sin nada de pompa y boato que es asi como se consolida una verdadera relación! Un abrazote! Me gusto mucho esta entrada!

    ResponderEliminar